jueves, 3 de abril de 2014

Crítica literaria: Trilogía "Millenium"

Ayer mismo acabé esa magnífica trilogía con la que llevaba ya un tiempo.
La verdad es que los dos primeros me costaron algo más, en parte porque no tengo mucho tiempo para dedicar a la lectura y también porque el segundo es algo más costoso de leer, pero el tercero me lo he leído en muy poco tiempo y de echo me ha sabido a bastante poco.
Es una historia sin duda muy especial, ya que tiene de todo, asesinatos, amor, locos y loqueros, hackers, trafficking, drogas, armas, espías...desde luego no es nada fácil de encontrar todo esto dentro del mismo libro.
La historia transcurre, principalmente, en Suecia, y no es, ni mucho menos una única historia. El primer libro, los hombres que no amaban a las mujeres, tiene una historia principal, que empieza y acaba, e historias secundarias que continúan. Sin embargo, el segundo y tercer libro, la chica que soñaba con una cerilla y un bidón de gasolina y la reina en el palacio de las corrientes de aire, podrían ser un libro ambos juntos, ya que su historia principal empieza en el segundo y no acaba hasta el tercero, tal es la forma en la que están unidos estos dos libros que yo pensaba leerme un pequeño libro entre medias de ambos pero el segundo acaba tan sin acabar que tuve que cambiar de opinión.
Los protagonistas de esta curiosa historia son Mikael Blomkvist, un periodista amante de la verdad, y Lisbeth Salander, una hacker antisocial que ha tenido una vida muy complicada.
Esta trilogía además está llena de intrincados líos amorosos y profesionales que, a medida que van pasando las páginas, van envolviéndote más hasta llegar al punto de que te encuentres dentro de la misma novela, que sientas lo que sienten y que razones sus ideas.
Sin duda son unos libros muy recomendables por mi parte, muy espesos, porque contienen a cientos de personajes y mucha información, pero una vez te has metido en el mundo de Mikael y Lisbeth no podrás parar de leer.

"On Abatar Ura Masarakato On-Gataru!

No hay comentarios:

Publicar un comentario